Comer sano y sentirse bien

  • 25 dic 2017

Muchas veces, para alcanzar el peso ideal nos fijamos únicamente en las calorías que ingerimos a lo largo del día, pero esto no suele ser lo correcto, hay muchas más formas de medir el progreso. Es posible alcanzar el peso ideal de forma consciente sin estar haciendo cuentas cada vez que comemos algo. La clave está en llevar una dieta sana y equilibrada. y combinarla con la realización de ejercicio físico de forma regular.

Calorías y peso ideal
Una caloría es una cantidad determinada de energía que el organismo adquiere a través de los alimentos. El cuerpo necesita una cierta cantidad de energía para realizar las actividades cotidianas como mover cualquier músculo, sostener tu masa corporal o incluso respirar. Pero las personas que no tienen una vida activa, acumulan reservas en forma de grasa, lo que produce el sobrepeso. Actividades como usar la bici para ir al trabajo, caminar, el TRX o practicar algún tipo de deporte ayudan mucho a eliminar el exceso de reservas en el organismo; y por tanto son más efectivas para llegar al peso ideal que estar todo el día pendiente de las calorías.

Lee bien las etiquetas de los envases
Para conseguir el peso ideal hay que comer sano y para ello lo mejor es que te prepares tus propias comidas en casa. Pero aún así debes tener cuidado con los ingredientes que utilizas. Es muy importante leer la etiqueta donde se listan todos los ingredientes que tiene el producto para saber lo que realmente vas a comer.

Aperitivos
Ten siempre a mano snacks saludables para cuando te entre hambre. Plátanos, manzanas, naranjas o un puñado de tus frutos secos favoritos. Son alimentos fáciles de transportar y muy nutritivos. Bebe suficiente agua durante toda la jornada, esto te ayudará a mantenerte hidratad@ y a reducir la sensación de vacío en el estómago.

La clave está en la combinación
No te fijes sólo en lo que comes, para alcanzar el peso ideal debes combinar tu dieta con ejercicio físico regular. Sube siempre las escaleras andando, apúntate a TRX, yoga, pilates o tu clase colectiva preferida del gimnasio, haz lo que más te guste, pero ¡mantente activ@!