Entrenar con resaca, ¿es posible?

  • 17 feb 2018

Hacer deporte con resaca, ¿es posible?

Después de una noche de fiesta, es normal no querer hacer deporte al día siguiente. Y menos aún si tienes resaca. Sin embargo, hacer deporte después de una noche de marcha no es una mala idea. Incluso puede ayudarte a sentirte mejor y a pasar la resaca más rápidamente.

Entrenar después de una noche de marcha, ¿sí o no? Encontramos opiniones para todos los gustos. Algun@s prefieren hacer ejercicios de musculación después de una noche de marcha para pasar la resaca, sin embargo, otros prefieren quedarse en casa. Si la fiesta te ha dejado tan hecho polvo que no eres capaz de dar un paso, o de comer, entonces quedarte en casa será la mejor opción. Por el contrario, si la fiesta te ha dejado un poco perjudicado y con resaca, entrenar y algo de musculación puede acelerar la eliminación de toxinas de tu cuerpo y hacer así que tu resaca desaparezca más rápidamente.

¿Qué debes tener en cuenta si vas a entrenar un día con resaca?

Cuando bebes alcohol, tu cuerpo se deshidrata. Por lo que, si vas a hacer deporte y musculación, debes asegurarte de beber mucha agua o alguna bebida isotónica. Además, no te olvides de tomar un desayuno ligero; como una fruta o un yogur. Debido a la deshidratación tras una resaca, no es aconsejable que entrenes intensamente. Debes elegir una opción más suave, como un sencillo entrenamiento de musculación o andar en la cinta durante un par de kilómetros. Una clase de pilates también te puede ayudar a pasar la resaca. Sea lo que sea que elijas, tómatelo con calma y asegúrate de hidratarte durante el entrenamiento bebiendo de manera frecuente. Si durante el entrenamiento no te encuentras bien, entonces lo mejor es parar. ¡Ya harás deporte una vez hayas pasado la resaca! No olvides, que un poco de aire fresco también puede ayudarte!