Dieta para entrenamiento de fuerza

  • 12 nov 2018

¿Sabías que llevar un plan de alimentación adecuado puede ayudarte mucho a conseguir los resultados de musculación que buscas con en el entrenamiento de fuerza? Si estás enfocad@ en el entrenamiento de fuerza, probablemente tu objetivo sea aumentar la masa muscular. Pero un porcentaje muy alto de los resultados se deben al hecho de mantener una dieta equilibrada. Entrenar en el gimnasio es necesario pero no suficiente si quieres lograr un resultado sólido y duradero.

¿Qué debes tener en cuenta en tu dieta si vas a entrenar fuerza?
Independientemente del tipo de entrenamiento, siempre es importante llevar una dieta variada y equilibrada. Debes mantener el equilibrio correcto de proteínas, carbohidratos y grasas en tu plan de alimentación.

Para realizar un entrenamiento de fuerza efectivo es importante tener la suficiente energía. Ésta la puedes obtener principalmente de los hidratos de carbono. Además, las proteínas son son esenciales para permitir que tus músculos se recuperen después del ejercicio y lograr un mayor crecimiento de tu musculación. Las grasas producen la hormona testosterona, que también ayuda al crecimiento muscular.

¡Ojo! Demasiada energía tampoco es buena
Lo más importante en el plan de alimentación para los entrenamientos de fuerza es que ajustes la dieta a las necesidades de tu cuerpo. La cantidad de carbohidratos, proteínas y grasas que se necesitan varía según la persona y depende de cuánto y con qué intensidad se entrena. Consumir pocas calorías no es bueno si tu objetivo es aumentar masa muscular. Tu cuerpo necesita esas calorías para que tu musculación vaya creciendo. Pero ten cuidado, demasiadas calorías tienen un efecto contraproducente también para el crecimiento muscular. Depende mucho también de los alimentos de los cuales estés consiguiendo estas calorías. Nuestros entrenadores personales pueden establecer un plan de alimentación que se ajuste a tus necesidades, no dudes en preguntarles a cualquiera de los que están en nuestros gimnasios.

Ten en cuenta el alcohol
Si has conseguido establecer una dieta adecuada para tu entrenamiento de fuerza y estás cumpliendo con el plan ¡enhorabuena! tu masa muscular empezará a crecer a buen ritmo. Pero asegúrate de no caer en la trampa del alcohol. No pierdas el viernes y sábado noche todos los esfuerzos realizados durante la semana para llevar una alimentación correcta. El alcohol tiene un efecto muy negativo en el crecimiento muscular. Además, proporciona a tu cuerpo una cantidad innecesaria de calorías que pueden afectar a la energía disponible. No hace falta ser abstemio, pero si prestar mucha atención a la cantidad de alcohol ingerida y beber siempre con moderación.